Inicio Noticias Cambios importantes en la ISO 9001:2015

Cambios importantes en la ISO 9001:2015

4 minuto leer
86

Rut Ballesteros

Rut Ballesteros
SOCIA DE METIS GAIA-CAVALA

En septiembre de 2015, tendremos una nueva versión de ISO 9001. Será un paso más hacia la gestión holística empresarial, ya que el sistema de gestión de calidad de toda organización estará verdaderamente integrado en su sistema general. Se establece por primera vez:

• Entender el “Contexto de la organización”.- Diseñar conociendo la cultura, valores, políticas, estrategias e identidad de la organización, además de los cambios, tendencias y realidades legales, tecnológicas, gremiales, económicas, medioambientales y sociales en todos los ámbitos.

• “Partes interesadas”.- Identificar y entender las necesidades de los clientes, usuarios finales, distribuidores, cadenas de suministro y reguladores, y todos cuyas inquietudes y expectativas impulsen necesidades futuras y procesos de mejora e innovación.

• Intensificar el “enfoque de procesos”. Aunque algunos servicios sean externos, no se pueden establecer exclusiones al sistema de gestión de calidad de una empresa, cobrando mayor protagonismo las cadenas de suministro.

• “Perspectiva preventiva”.- Determinar los riesgos que comprometen el cumplimiento de requisitos acordados y el aseguramiento de la satisfacción del cliente. El propio sistema emerge como herramienta preventiva para el análisis de los riesgos y su eliminación, control o aceptación.

• “Compromiso y orientación al logro”.- Identificar oportunidades de cambio, innovación y mejora de la organización a través de la mejora del propio sistema de gestión de calidad. Por primera vez, se incorporan términos de gestión empresarial (“procesos de negocio”, “estrategia” o “liderazgo”) y se requiere la verdadera integración del sistema de gestión en dichos procesos.

• “Universalidad”.- Se aclara su uso como modelo genérico aplicable tanto a empresas de bienes como de servicios.

• “Información documentada”.- Se sustituye “documentos” por “información documentada”, determinando que su cantidad debe ser coherente con el tamaño de la organización, el tipo y complejidad de sus actividades, procesos e interacción de los mismos, entre otros. Esta versión sigue aligerando la obligación de que el sistema cuente con documentación
innecesariamente.

En base a nuestra amplia experiencia, se considera que la nueva ISO 9001:2015 propondrá cambios que acercarán la teoría a la práctica, debiendo ser capaces de adaptar el modelo de sistema de gestión de calidad a la realidad de la organización y sus procesos clave de negocio.

Gestión

Cargue Artículos Más Relacionados
Cargue Más Por Miguel Ampudia
Cargue Más En Noticias

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *