Inicio Noticias ESPAÑA ES UN PAÍS DE OPORTUNIDADES PARA LA INVERSIÓN Y LOS EMPRENDEDORES

ESPAÑA ES UN PAÍS DE OPORTUNIDADES PARA LA INVERSIÓN Y LOS EMPRENDEDORES

19 minuto leer

Conclusiones del Tercer Informe sobre la Economía Española elaborado por el Consejo Empresarial para la Competitividad

• La economía española se ve fortalecida al disiparse las principales dudas en torno al proyecto europeo.
• España ha mostrado que tiene capacidad de ajuste de su economía y que es competitiva, creando el entorno adecuado para que la inversión extranjera siga confiando en las perspectivas económicas del país.
• La mejora de la actividad económica y las reformas emprendidas impactarán positivamente en la creación de empleo en 2014.

El ajuste que está realizando la economía española y el haberse disipado las principales dudas sobre el proyecto europeo permiten que España recupere su atractivo como destino inversor y se sitúe como un país de oportunidades para emprender y hacer negocios, gracias a la mejora de la competitividad y la existencia de un tejido empresarial innovador y con una fuerza laboral altamente cualificada.

Esta es una de las grandes conclusiones del tercer informe sobre la economía española realizado por el Consejo Empresarial para la Competitividad (CEC) y que, bajo el título “España: Un país de oportunidades”, aborda el ajuste realizado en la economía española y la puesta en marcha de reformas estructurales que van a contribuir a mejorar claramente las perspectivas para los próximos años. De hecho, el informe sitúa en el último trimestre de este año 2013 la recuperación del crecimiento del Producto Interior Bruto (PIB) y calcula que la mejora de la actividad tendrá efectos positivos en el empleo ya en 2014, gracias también a un impacto favorable de la reforma laboral.

El estudio, presentado hoy en Madrid y elaborado por expertos y analistas de las empresas que forman parte del CEC, determina que España presenta ya ventajas significativas en aspectos claves relativos a los niveles de competitividad e innovación que harán del país un “caso de éxito” con un marco adecuado y de referencia que ofrece atractivas oportunidades a la inversión, y en particular a la inversión extranjera. De hecho, una de las mayores fortalezas del país es que el porcentaje de población cualificada, es decir con educación superior (32%), es uno de los más elevados de Europa y se sitúa por delante de Alemania o Francia, entre otros.

Además, esto se traduce en que hoy por hoy el 38% de los profesionales activos en el país tienen una cualificación elevada, 8 puntos porcentuales por delante de la media europea, lo que consolida a la economía española como intensiva en conocimiento. Además de estos elevados niveles de cualificación profesional, España presenta otros parámetros que garantizan un entorno muy favorable para emprender y hacer negocios: no sólo casi tres cuartas partes de la facturación en el país es generada por empresas innovadoras, sino que España ofrece las infraestructuras y redes de telecomunicación más avanzadas y niveles de excelencia en producción científica, se encuentra en una posición geoestratégica clave para acceder a mercados de gran potencial como los de América Latina y muestra unas tasas crecientes de productividad, que aumentarán el doble que la Zona Euro en los próximos dos años y que se prevé superen a las del mercado alemán en 2014.

Todo ello unido al retorno de la confianza en la economía española y al peso creciente de sectores dinámicos y punteros en su economía, con una creciente orientación internacional, garantiza que España va a seguir estando a la vanguardia económica en el futuro.

Claves para entender la economía española hoy

El informe, tercero de estas características que elabora el Consejo Empresarial en sus dos años de vida, parte de la consideración de que Europa ha dado señales claras de que el Euro no es sólo un proyecto económico, sino sobre todo, un proyecto político. Analiza el respaldo decisivo del Banco Central Europeo, a través de su programa condicionado de compra de bonos soberanos y concluye que, aunque el 2013 aún será un año desafiante, se han disipado totalmente los riesgos de ruptura de la moneda común, al tiempo que se ha fortalecido el proyecto europeo con un avance significativo hacia una mayor integración económica, financiera, fiscal y política, comenzando con la unión bancaria.

Partiendo de ese contexto, el estudio analiza la agenda de reformas puesta en marcha por la economía española y subraya que España ha sido capaz de acometer con éxito varios ajustes en su economía, gracias a los que ha salido reforzada. Entre otros aspectos, es destacable el espectacular comportamiento de la balanza comercial – que muestra ya superávit en la segunda mitad del 2012– y la significativa evolución de las exportaciones, que se sitúan un 26% por encima de su valor anterior a la crisis. Estas últimas están caracterizadas, además, porque se han diversificado más hacia economías con mayores oportunidades de crecimiento, con un aumento del 15% en el caso de América Latina, 31% de África o 12% de Asia.

Al mismo tiempo, de acuerdo con los expertos, las distintas reformas estructurales acometidas en varios ámbitos (fiscal, financiero, laboral,…) se están realizando de forma equilibrada para no penalizar el crecimiento e incluso favorecer que se potencie en el medio y largo plazo. Entre algunos de los logros tangibles: desde 2009 se ha conseguido reducir el déficit público estructural primario en 10 puntos porcentuales del PIB, se ha dotado de mayor flexibilidad a la economía y se ha revitalizado el sistema financiero, que ya está originando crédito nuevo para responder a una demanda solvente y concentrada especialmente en sectores más dinámicos y rentables.

Esta agenda clara de reformas ha sido determinante, según se deriva del informe, para crear un entorno receptivo a la inversión y, como resultado, para mantener la confianza de los inversores extranjeros en la economía española. Así lo corroboran las cifras que sitúan el flujo de entrada medio de Inversión Extranjera Directa (IED) en los últimos cinco años en 25.000 millones de euros anuales, casi en línea con las cifras de IED anteriores a 2008. Además, España mantiene elevados niveles de reputación y se estima que en el medio plazo mantendrá su posición líder mundial de recepción de IED, gracias al atractivo explicado anteriormente.

Retorno al crecimiento positivo

El informe elaborado por los expertos del Consejo Empresarial para la Competitividad apunta que el PIB español evolucionará en 2013 de forma distinta al año 2012, de menos a más, mostrando tasas de crecimiento positivo en el cuarto trimestre del año en curso. Este comportamiento estará impulsado fundamentalmente por el sector exterior, del que se prevé un mayor dinamismo en el bienio 2013-2014. A ello hay que añadir que la demanda interna ejercerá cada vez una menor presión negativa a medida que finalicen la mayoría de los procesos de ajuste que se están realizando, en especial los que afectan a la inversión residencial, endeudamiento empresarial y del sector público. Se espera, de hecho, que la mayoría de componentes de la demanda interna muestren tasas de crecimiento positivas en 2014.

Adicionalmente, y como consecuencia de la mejora económica esperada y el impacto favorable de la reforma laboral, el informe explica que aumentará la ocupación y disminuirá ligeramente la tasa de desempleo, especialmente durante la segunda mitad del 2014. Además, los expertos concluyen que será en el medio plazo cuando podamos hablar de que España creará empleo, con la previsión de finalizar el 2020 con un millón de empleos netos más que en 2010, en su mayoría cualificados.

Finalmente, el tercer informe sobre la Economía Española elaborado por el CEC dedica un extenso capítulo a analizar los sectores de actividad en los que la economía española presenta mayores niveles de competitividad y fortaleza actualmente, y que se caracterizan por ser intensivos en innovación, muy orientados al sector exterior y presentar las mejores tasas de productividad. No olvida igualmente un repaso al fuerte crecimiento de exportación de servicios, bajo el liderazgo mantenido del turismo y el boom de otros servicios transables y un tejido de innovación creciente que está permitiendo importantes hallazgos científicos mundiales en centros españoles y el florecimiento de empresas españolas rupturistas en sectores de la Nueva Economía.

En concreto, España alcanza un elevado dinamismo y liderazgo europeo en actividades vinculadas a sectores como la automoción, biotecnología, TICs, agroalimentario, aeroespacial y máquina-herramienta. Estos ámbitos de la actividad económica suponen una facturación hoy del 35% del PIB nacional y el 42% de las exportaciones, al tiempo que generan dos millones de empleos, y están desempeñando ya un papel impulsor fundamental para afianzar la recuperación económica en el país.

Conclusiones

En definitiva, y con todos los aspectos analizados anteriormente, el estudio da una visión positiva del escenario macroeconómico en España desde mediados de 2013, que ganará gradualmente tracción económica durante el año 2014, y especialmente dibuja a España como un país de oportunidades, con ramas de actividad dinámicas punteras en el mundo, con empresas líderes en toda la cadena de valor de sectores estratégicos y con una serie de factores productivos que constituyen una ventaja competitiva y que, junto a las reformas y cambios ya iniciados, le van a permitir seguir estando en la vanguardia económica mundial.

Sobre el Consejo Empresarial para la Competitividad

El Consejo Empresarial para la Competitividad (CEC), formado en febrero de 2011, está compuesto por 15 compañías y el Instituto de Empresa Familiar. Las compañías que componen el Consejo Empresarial dan empleo a más de 1,7 millones de trabajadores y representan una facturación agregada del 35% del PIB español. El CEC se constituyó como un think tank que suma compromisos y esfuerzos para aportar propuestas que mejoren la competitividad, ayuden a la recuperación económica y fortalezcan la confianza internacional en España.

Empresas del Consejo Empresarial para la Competitividad: Acciona, ACS, Banco Santander, BBVA, El Corte Inglés, Ferrovial, Grupo Planeta, Iberdrola, Inditex, La Caixa, Mango, MAPFRE, Mercadona, Repsol, Telefónica

Instituto de la Empresa Familiar Representado por: Grupo Barceló, Havas Media Group, Osborne

Cargue Artículos Más Relacionados
Cargue Más Por Miguel Ampudia
Cargue Más En Noticias

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *