Inicio Entrevistas (EXCLUSIVO) Luis Rivera, amplió vida para mina de Gold Fields y asumirá desafíos como líder en el IIMP

(EXCLUSIVO) Luis Rivera, amplió vida para mina de Gold Fields y asumirá desafíos como líder en el IIMP

21 minuto leer
8,963
Luis Rivera, Vicepresidente Ejecutivo de Gold Fields Ltd. Las Americas.

ProActivo

Luis Rivera, es un ingeniero siempre en ascenso, cuya visibilidad global fue catapultada cuando llevó el proyecto Antapaccay desde su etapa de exploración hasta su exitosa puesta en marcha en 2012. El hoy Vicepresidente Ejecutivo de Gold Fields Ltd. Las Americas y quien fue Vicepresidente de Operaciones de Las Bambas, se postula a la presidencia del Instituto de Ingenieros de Minas del Perú (IIMP), una entidad representativa para el sector minero, hoy mucho más que antes.

Ejercer la presidencia del IIMP es gran desafío porque la valla es muy alta ¿Cómo surgió la iniciativa?

En PDAC del 2017, un grupo de colegas reunidos en Toronto a raíz de las presentaciones de Perú, incluyendo algunos directores y past directores, conversamos respecto a la posibilidad de presentar una lista para mantener, en las muchas iniciativas y modernización instaladas en el Instituto en los últimos años, en periodos precedentes.  El IIMP está siendo testigo del boom minero peruano, ha visto el cambio de una industria mayormente aurífera subterránea a una mega industria donde las megas compañías con los grandes yacimientos han colocado al Perú en los rankings mundiales de producción y creo que de alguna forma se ha posicionado de manera paralela.

En ese afán decidimos presentar una lista este año. Para mantener esa ola modernizadora; para mantener al país a una velocidad paralela a la de la industria minera mundial; y entender que el IIMP es un amalgamador de las diversas actividades que hacen las empresas mineras, el Estado, la Academia y obviamente los ingenieros en sí mismos.  Ya presentamos la lista y está formada por un grupo de profesionales de altísimo nivel, todos conocidos en la industria, que vienen desde la minería subterránea, tajo abierto, contratistas y medio ambiente.

¿Quiénes integran la lista?

Un candidato y director actual es Germán Arce, con más de 46 años en la industria, hace poco recibió la premiación por sus 50 años de egresado. Es muy activo y su voluntariado es inmenso sobre todo con los Amautas Mineros. Fue un gran “coach” de los jóvenes y muy querido por su espíritu y energía contagiante. Tenemos a Venancio Astucuri, un metalurgista, con más de 44 años en la industria con mucha reputación y particularmente en el sur de Perú. Está también Alberto Brocos, empresario fundador de Minera Almax, la cual da servicios a la industria en minería subterránea.
Otro integrante es el Dr. Miguel Cardozo, uno de los descubridores de Yanacocha, líder de la minería mundial y una de las personas más respetadas en el Perú, y en el planeta con respecto a los yacimientos minerales. Nos acompaña Raúl Garay, un ingeniero dedicado completamente al Instituto, entusiasta impulsador del Club Cupiche, siempre pensando en el asociado. Otro ingeniero es Henry Luna, del Ingemmet, un experto en la normativa minera; y también está Roberto Maldonado, gerente de varias compañías, hasta hace poco estuvo con Volcan y hoy nos acompaña desde el mundo de la consultoría.

Está con nosotros Edgardo Orderique Luperdi, gerente general de Minera Antapaccay, cuenta con muchísima experiencia en la gran minería de cobre; y Juan Carlos Ortiz Zevallos, muy ligado a la dirección de empresas de minería, una de las personas más competentes en la gestión minera y obviamente su aporte al Instituto. Tenemos a Fernando Valdez, quien fue gerente en la mina Constancia y gerente general en de la minera Aruntani. Actualmente, se dedica a la docencia en la Universidad Católica.  Nos acompaña Eva Arias, presidenta de minera Poderosa, es una arquitecta muy activa tanto desde la SNMPE, como del IIMP; y diversos gremios.

Está Julia Torreblanca, Vicepresidenta de Cerro Verde, demás está decir sobre su exitosa gestión desde el sur del Perú. Tenemos también a Domingo Drago desde minera Las Bambas y obviamente un servidor.

Todos estamos comprometidos con la industria y con la actividad gremial, con el entender que el país necesita ese motor que es la minería y tú también, Mónica, porque eres de las mejores y arduas defensoras de nuestra actividad desde el mundo de los periodistas.

El Instituto es una entidad importante porque justo puede integrar a distintos multiactores.

La palabra multiactores creo que es clave hoy en día, sabiendo que la minería es una actividad transversal al país.
Es así que la generación de la riqueza está en los yacimientos y en consecuencia la integración con la actividad geológica como parte natural de la actividad minera es vital. Por eso que nos acompaña Miguel Cardozo y seguiremos fomentando el ProEXPLO para que como un símil del PDAC, brille en Sudamérica.

ProEXPLO tiene que ser el foro donde el prospector pueda presentar sus yacimientos y el empresario pueda acceder a esa oferta, a ese portafolio de las pequeñas o medianas empresas exploradoras.

También abordaremos el tema social porque no puede haber actividad exploratoria si no se tiene un entendimiento social claro de las comunidades de su entorno. Realmente el tema regulatorio sigue siendo complejo en el país, pero que como todos los mineros somos bastante optimistas, no importa cuán complejo sea, siempre veremos la forma de apoyar y salir adelante.

¿Cuál es la marcha de Gold Fields respecto a la vida de la mina?

En el año 2016, cuando asumimos la dirección de la empresa Gold Fields tenía en sus planes inmediatos el cierre de la mina y obviamente la salida de Gold Fields del Perú. La proyección de cierre era para mediados del año 2023; significaba que en el año 2018, este año, teníamos que empezar procesos de reorganización y adaptarnos a un futuro plan de cierre.

El dilema era entonces, o cerramos o hacemos algo más.

¿Cuál fue la decisión y cómo la desarrollaron?

Hacer algo más. Pusimos el sentido de urgencia en la organización, reorganizamos completamente la plana desde la Dirección Ejecutiva hasta las áreas técnicas y nos focalizamos en el sitio, en este caso en Cerro Corona.

Redujimos algunas Vicepresidencias y nos quedamos con cuatro. Unificamos algunas gerencias; por ejemplo, la de Recursos Naturales y Geología se unificó bajo una misma gerencia llamada, “Gerencia de Servicios Técnicos”, para tener allí todo el flujo de información integrado desde la exploración, la geología, la geotecnia, el planeamiento, el control de mineral, la topografía, planeamiento de corto y largo plazo; y la declaración de los recursos y reservas.

Paralelo a eso integramos las áreas de lo que conocemos como las de Desarrollo Sostenible, que eran: Seguridad, Medio Ambiente y Protección Interna. Las unificamos y creamos la Gerencia de Desarrollo Sostenible.

El área de Comunidades pasó a reportar a la Gerencia General de sitio, entendiendo que el tema social es de sitio y las decisiones se toman en el día a día. Obviamente también reforzamos en Lima y replanteamos el Área de Adquisición y Exploración.

¿En cuanto a los recursos minerales?

Decidimos seguir buscando opciones. No yacimientos greenfields, sino bronwfields o proyectos avanzados de exploración, eso sigue en camino.

En este proceso decidimos también replantear completamente la estrategia y definimos nuestras 7 dimensiones. Las 4 primeras de Desarrollo Sostenible: seguridad, medioambiente, social y nuestra gente. ¿Qué vamos a hacer? Seguridad, cero daños y en eso el año 2017 ha sido brillante, una de las operaciones mineras más exitosas del mundo con cero daños. El año 2017, tuvimos un reporte médico y nos movimos hacía lo que conocemos como indicadores proactivos: liderazgo visible y seguridad basada en el comportamiento y obviamente el fomento de la reportabilidad y la premiación, aquel que fomenta el reporte y las mejoras en la seguridad. Queremos el concepto de ingeniería de seguridad, que es esencialmente innovación en esa materia, como los detectores de aproximación en los vehículos, radares para detección remota en las paredes -sin acercarte a la pared, detecta si hay un movimiento de rocas cayendo en el banco.

Instalamos aunque no lo creas el Sistema Dispatch en nuestros camiones de mina, entre otras cosas.

En medioambiente, el año pasado no tuvimos incidentes ni de categoría 2 ni de la 3; y estamos instalando sistemas de monitoreo en nuestros camiones de concentrados para tener reportes vinculados a la seguridad, y al tema ambiental porque transportamos concentrados y combustible. Es monitoreo en tiempo real de condiciones de manejo y de condiciones biológicas del conductor.

En lo social, nos focalizamos en el agua. Trabajamos con dos proyectos de agua potable, y para este 2018 estamos involucrados en un megaproyecto de agua potable, usando el mecanismo de Obras por Impuestos, mediante el cual 5 mil familias en la zona de Bambamarca serán beneficiadas.

En lo concerniente a nuestra gente, revisamos nuestra planilla y empoderamos el sitio. Siguiendo el mandato de Gold Fields somos una empresa muy delegada y muy organizada en lo que se conoce como Site Empowerment, redujimos nuestras oficinas en Lima y mucho personal fue trasladado al sitio para priorizar las operaciones.

Las otras tres dimensiones son las de producción, teníamos que producir las onzas de oro; costos, el CAPEX y OPEX planificado y lo redujimos. Estamos por debajo de US$700 la onza, es la más baja del mundo para una mina convencional mediana como Gold Fields. Finalmente, teníamos que agregar valor a la mina.

Gold Fields Perú, vida hasta el 2030 y con valor compartido

¿Cómo agregaron valor a una mina como Corona que es restringida en su espacio?

Vimos opciones de espesar con mayor densidad los relaves y con eso ganamos dos años más. Decidimos usar una opción de In Pit Tailings, el tajo que iba a quedar cerrado que es un pasivo ambiental, vamos a llenarlo con relaves.

Entre esa combinación de la mayor densidad y usar el tajo como lo hace Tintaya en el sur del Perú, que es algo probado, logramos asegurarnos siete años más de vida hasta el 2030 y con eso también asegurarla con el valor agregado, el valor compartido que toda industria minera trae a su entorno: trabajadores, comunidades y Gobierno a través de los impuestos.

¿Las reservas?

Las reservas pasamos a casi cerca de 3 millones de onzas de oro, casi las duplicamos.

¿Cómo lo lograron?

Teníamos un programa de perforación de diamantina, hemos reoptimizado el pit, recordando que en Corona la restricción principal es el espacio de relaves, las reservas estaban debajo del pit, pero obviamente rediseñado el tajo, con nuevos modelos geotécnico y geoeconómico a través de una nueva perforación diamantina.

Corona es un yacimiento benigno, lo conocemos como una mina boutique, tiene cobre y oro. Es perfecto y muy amigable metalúrgicamente, sus recuperaciones son altas, su dureza es normal, no es alta. Así el desafío estaba en encontrar el lugar apropiado para los relaves y estamos terminando los estudios respectivos en marzo.

¿Si la vida de la mina se amplía hasta el 2030 seguirán atendiendo los temas sociales?

Se mantienen tal cual. Estamos en comunicación permanente con nuestras comunidades y ellas están al tanto de esta innovación. Y seguiremos trabajando en muestra mesa de diálogo de Hualgayoc como lo hemos hecho hasta ahora.

Cargue Artículos Más Relacionados
Cargue Más Por Mónica Belling
Cargue Más En Entrevistas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

quince + 15 =

Mira además

Instalan equipo para medir el dióxido de carbono que emite el volcán Sabancaya

Información será transmitida en tiempo real al Observatorio Vulcanológico del Ingemmet. Pa…