petroperú cuninico derramePETROPERÚ informó que continúa trabajando intensamente en las labores de recuperación de petróleo, limpieza y restauración de la zona afectada por un derrame de petróleo en el km 41 del Oleoducto Norperuano, en el marco de la remediación ambiental programada con la finalidad de restablecer, en lo posible, las condiciones de la naturaleza en la referida zona.

Entre las últimas y principales acciones realizadas, destaca la contratación de la compañía internacional Larsen Marine Oil Recovery (LAMOR), la cual es líder mundial en la prestación de soluciones y respuestas ante derrames de petróleo, así como, con experiencia en contingencias ocurridas en ecosistemas de selva similares a la nuestra. A su vez, esta empresa dispone y maneja tecnología de avanzada en equipos y servicios de remediación de suelos y cuerpos hídricos.

Cabe recalcarse que, en aplicación inmediata del Plan de Contingencia de PETROPERÚ, y siguiendo las mejores prácticas de la Industria, las labores de remediación ambiental (contención, recuperación, limpieza y restauración) se iniciaron el 30 de junio, día que se confirmó y ubicó el derrame. Estas labores vienen llevándose a cabo desde entonces y continuarán hasta devolver al lugar del evento su particular naturaleza.

Los equipos especializados de LAMOR han reforzado las acciones, inicialmente emprendidas por PETROPERÚ, para la recuperación del petróleo vertido y eliminar todo residuo del mismo en el canal de flotación. Debe destacarse que LAMOR ha puesto a disposición de PETROPERÚ un proceso que emplea tecnología de avanzada denominada Eko-Grid, la cual utiliza un sistema de pulsos electrónicos controlados que aceleran los procesos de degradación de los hidrocarburos, tanto en el suelo como en el agua. Esta es una tecnología de punta, totalmente amigable con el ambiente ya que no requiere del uso de compuestos químicos ni componentes artificiales adicionales, además de no afectar ni a la flora ni a la fauna del lugar.

Se estima que las actividades de recuperación de crudo culminen en los próximos 15 días, mientras que la tecnología Eko-Grid para descontaminación de suelos y aguas del canal de flotación será implementada durante el mes de setiembre y permanecerá activa el tiempo que sea necesario, para el proceso de remediación ambiental.

Relaciones Comunitarias

De otro lado, el martes 19 de agosto se recibió la visita de una delegación de Apus (Jefes) de las comunidades adyacentes al km 41 del Oleoducto Norperuano, los que reconocieron el notorio esfuerzo de la Empresa en la atención a esta contingencia.

Durante la visita se les explicó, que el derrame fue contenido en el canal de flotación no habiendo en ningún momento llegado al río Cuninico y menos al río Marañón, tal y como lo pudieron apreciar al hacer su ingreso a la zona; también se les mencionó que el lugar de la contingencia es constantemente inspeccionado-hasta la fecha- por al menos nueve organismos fiscalizadores tales como: OEFA, ANA, OSINERGMIN, DIGESA, SUNAFIL, Fiscalía Ambiental, Ministerio de Cultura, entre otros, constatando en el sitio las medidas que se vienen ejecutando para concluir con la remediación ambiental del lugar. Finalmente, se les invitó a que hicieran visitas periódicas para que estén al tanto de los avances del trabajo.

Adicionalmente, con la finalidad de evaluar el impacto social y ambiental se ha contratado a la compañía ERM, líder en estudios ambientales y sociales de lugares afectados por contingencias industriales, con la finalidad de elaborar el Estudio de Evaluación Ambiental y Social de la Zona del Derrame, que dé cuenta de la real afectación del ecosistema involucrado; así como, las recomendaciones que sean pertinentes para el buen cumplimiento de la restauración ecológica que corresponda.

Simultáneamente, de forma preventiva, y en línea con las Políticas de Gestión Empresarial de PETROPERÚ, se mantienen las actividades de atención médica, entrega regular de alimentos, agua, y otras, como parte también del Plan de Contingencia en su alcance social y en un marco de relaciones comunitarias cordiales. En esa línea, se ha previsto ampliar estos servicios –especialmente los médicos– a otras comunidades aledañas.

¿Qué es un canal de flotación?

Es una instalación artificial construida para alojar oleoductos que funcionan como barrera para confinar el petróleo en caso de un evento contingente como un derrame. Asimismo, estos canales cuentan con tapones de seguridad que impiden que, ante un derrame contingente de hidrocarburos, el petróleo salga hacia los ríos cercanos que podrían existir a lo largo del tendido de la línea del ducto en entornos de selva.

En este caso, el canal de flotación del Oleoducto Norperuano impidió de manera eficiente la salida del petróleo hacia el río Cuninico. El canal de flotación no es un cuerpo de agua natural, no es una quebrada ni un río, sino una instalación industrial, especialmente concebida, diseñada y construida para las actividades relacionadas con la operación del Oleoducto, incluidas las acciones de contingencia, y se encuentra ubicado dentro de la denominada Zona de Reserva, área expresamente delimitada por el Estado Peruano para la seguridad de las operaciones del Oleoducto Norperuano de propiedad de PETROPERÚ.

Finalmente, PETROPERÚ ratifica su compromiso y preocupación continua por ejecutar acciones de protección de la vida y la salud de las personas, así como su responsabilidad con la conservación del ambiente dentro de su entorno operacional.

Cargue Artículos Más Relacionados
Cargue Más Por Rebeca Ampudia Belling
Cargue Más En Noticias

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mira además

Arequipa: OEFA y pobladores de valle de Tambo participan de monitoreo ambiental

El Organismo de Evaluación y Fiscalización Ambiental (OEFA) realizó en Arequipa el primer …