Home Minería Estas son las 17 materias primas estratégicas para la minería moderna

Estas son las 17 materias primas estratégicas para la minería moderna

9 min read
391
Las empresas mineras han puesto el foco en estos elementos despreciados hace años y ahora imprescindibles para fabricar baterías o para almacenar energía renovable.

Metales como las tierras raras, el vanadio o el litio se han convertido en estratégicos por sus aplicaciones en el sector tecnológico, lo que ha llevado a las empresas mineras a poner el foco en estos elementos despreciados hace años y ahora imprescindibles para fabricar baterías o para almacenar la energía renovable.

“Hace diez o quince años valían cero, porque no se utilizaban para nada”, resumió en una entrevista con Efe el vicepresidente ejecutivo de Berkeley Minera, Francisco Bellón. Pero esa situación cambió radicalmente y en numerosos países hay muchos permisos de investigación pedidos ante el interés de la industria.

La lista de minerales estratégicos va cambiando con el desarrollo tecnológico. En opinión del director general de la Confederación Nacional de Empresarios de la Minería y la Metalurgia española, Vicente Gutiérrez, los metales del futuro son los que están relacionados con la transición energética.

Así, crece de forma exponencial el precio del vanadio, que es utilizado en baterías, o la demanda del litio o el cobalto.

El siguiente listado recoge las materias primas estratégicas y sus aplicaciones en la industria:

  1. Tierras raras: Son un grupo de diecisiete metales de la tabla periódica, entre los que está el itrio, el cerio o el gadolinio, sin los que no se pueden fabricar celulares y computadoras y sin los que se retrocedería a los dispositivos antiguos. Las tierras raras están en pantallas, micrófonos, cámaras, memorias de almacenamiento o infrarrojos, entre otras aplicaciones.
  1. Vanadio: Las baterías de vanadio se fabrican exclusivamente con ese metal y son capaces de seguir cediendo grandes cantidades de energía a la vez que se están cargando, por lo que se usan tanto en generadores eólicos o solares como en coches eléctricos.
  2. Litio: Es un metal que también se emplea en las baterías recargables y, por tanto, en la industria del coche eléctrico.
  1. Cobalto: Las baterías de litio de los vehículos eléctricos no funcionarían sin cobalto, que se emplea además en la industria del automóvil.
  1. Tántalo: Se utiliza en los condensadores que almacenan y distribuyen la energía, por lo que la carga y descarga de dispositivos como móviles u ordenadores depende del tántalo.
  2. Niobio: Se destina a motores, cohetes o equipos de combustión por presentar una gran resistencia al calor.
  1. Indio: Se encuentra en todo tipo de pantallas porque es un metal conductor y transparente. También se utiliza junto al germanio en los motores y en los generadores eólicos y es esencial en la energía fotovoltaica.
  1. Antimonio: Sirve para endurecer el plomo en las baterías de almacenamiento. Además tiene propiedades ignífugas, lo que hace que se utilice en mobiliario de coches y aviones.
  1. Wolframio: Se encuentra en tubos de rayos X, en los aparatos de televisión, en los filamentos de los cables, en los contactos de interruptores y corriente eléctrica o en soldaduras.
  1. Germanio: Está en las redes de fibra óptica, en infrarrojos, en placas solares, en los CDs o DVDs y también en láseres, porque permite que una longitud de onda más pequeña y precisa.

A pesar de la pujanza de estos “nuevos” minerales, los metales básicos siguen siendo demandados por la industria porque tienen importantes aplicaciones en tecnología:

  1. Cobre: Los coches eléctricos llevan cobre, también los ordenadores y los aerogeneradores, por su alta capacidad para almacenar la energía.
  1. Plomo: Se emplea tanto en baterías eléctricas como en baterías de vehículos pesados. Además, en equipos médicos para proteger de la radiación en análisis clínicos, en la reproducción de vídeo o en revestimientos de cables.
  1. Oro: Se consume principalmente en joyería, aunque es un buen conductor de electricidad y resistente a la corrosión, por lo que adquirió otros usos a finales del siglo XX, incorporándose a computadoras, equipos de telecomunicaciones, reactores de aviación y naves espaciales.
  1. Zinc: Se usa en galvanizados y revestimientos de acero o en dispositivos electrónicos como computadoras.
  1. Hierro: Además de la industria siderúrgica y de usarse para aleaciones con otros metales, como el acero, el hierro sirve para fabricar computadoras.
  1. Estroncio: Está presente en el sector petroquímico, en los procesos de extracción de petróleo y gas natural, aunque también aparece en la fabricación de imanes o en la industria de la iluminación.
  1. Estaño: Se emplea en revestimientos o en soldaduras de circuitos eléctricos.

Fuente: EFE

Load More Related Articles
Load More By Redacción ProActivo
Load More In Minería

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

*

code

Check Also

Bolsa de Valores muestra ganancias por acciones de demanda interna

La Bolsa de Valores de Lima (BVL) inicia la jornada de hoy con ganancias por el impulso de…