Inicio Noticias Barack Obama enfocado en concretar el TPP con Perú, Asia y América Latina

Barack Obama enfocado en concretar el TPP con Perú, Asia y América Latina

8 minuto leer

tpp

Cuando Barack Obama concebía su última visita al sudeste asiático como presidente, probablemente imaginaba poder fomentar el cierre de algún acuerdo comercial importante con el Pacífico, encabezado por Estados Unidos.

 

La realidad es que Obama llegó el lunes a Laos con dudas sobre si el Acuerdo Transpacífico de Cooperación Económica (TPP por sus siglas en inglés) de 12 naciones será aprobado por el congreso, y mucho menos implementado, dada la actitud proteccionista durante un año de elecciones en Estados Unidos.

Mientras tanto, a pesar del promocionado rebalanceo militar y económico de Obama hacia Asia, que incluye una presencia militar más visible, las fuerzas militares de China se han vuelto cada vez más activas en el disputado Mar de la China Meridional y el país más interrelacionado económicamente con la región, prometiendo cientos de millones de dólares para infraestructura y otras inversiones.

La buena noticia en el viaje de Obama es que él es el primer presidente que visitará a Laos, una pequeña nación sin océanos en el sudeste asiático que Estados Unidos había olvidado desde el final de la Guerra de Vietnam hace más de 40 años.

En vez de ser recordado por ser el arquitecto de un acuerdo comercial duradero que abarca el 40 por ciento de la economía mundial, el legado del direccionamiento de Obama a Asia podría ser una recepción más cálida y una relación más abierta con las naciones del sudeste asiático como Laos que en décadas recientes han sido más propensas a tener vínculos más cálidos con China que con Estados Unidos.

Bajo el mandato de Obama, Estados Unidos se ha asegurado un acceso más amplio a Vietnam, tanto estratégica como económicamente. También ha renegociado acceso para sus fuerzas militares en las Filipinas, y establecido un calendario regular de ejercicios navales conjuntos con naciones del sudeste asiático. La nación norteamericana también hace vuelos de vigilancia sobre el Mar de la China Meridional, usando aviones que son mantenidos en Singapur.

Algunas naciones del sudeste Asiático han expreso preocupación con respecto al destino del TPP, advirtiendo que no puede ser renegociado. Miembros regionales incluyen a Singapur, Malasia y Vietnam. El primer ministro de Singapur, Lee Hsien Loong, dijo en una visita a Estados Unidos el mes pasado que la credibilidad de Estados Unidos sería puesta en duda por el pacto. Los economistas han expresado que la economía emergente de Vietnam sería uno de los mayores beneficiarios entre las naciones del TPP con su ratificación e implementación.

Durante su viaje de tres días, Obama visitará la capital de Vientián al igual que la joya cultural de Luang Prabang. Laos se ganó un puesto en el itinerario final del presidente en su visita a Asia porque es la sede de la cumbre de Asia Oriental donde se reunirá con líderes de la Asociación de Naciones del Sudeste Asiático, a quienes recibió en California anteriormente este año.

Programa de juventud

El presidente también hablará con jóvenes líderes, continuando su enfoque en la juventud a través del sudeste asiático y otras regiones en desarrollo. Obama espera que dicho programa perdure después de su presidencia como una manera de generar apoyo para la democracia y los derechos humanos en partes del mundo donde puede que los líderes no se apeguen a los mismos principios.

El presidente arribará a Laos después de su parada en China para la cumbre del G-20. Obama dijo en China que el TPP sigue siendo su prioridad número uno en cuanto al comercio y expresó esperanza en poder lograr que sea aprobado por el Congreso. Con un enfoque potencial en derechos humanos, Obama trae un mensaje a Laos similar al que llevo a Vietnam — donde criticó el historial de derechos humanos de su anfitrión — y Myanmar, un país que ha reformado sus relaciones con Estados Unidos y el cual ha visitado Obama dos veces en su desplazamiento hacia la democracia.

Michael Green, vicepresidente senior de la región Asiática en el Centro de Estudios Estratégicos e Internacionales, señaló que todos los presidentes le han dado prioridad a Asia desde que Richard Nixon inauguró las relaciones entre Estados Unidos y China. Pero Green, un exoficial senior para la región asiática del Consejo de Seguridad Nacional durante la administración de George W. Bush, dijo que “rellenar la pieza del sudeste asiático” es la marca distintiva de Obama.

 

Cargue Artículos Más Relacionados
Cargue Más Por Kenneth Vargas
Cargue Más En Noticias

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mira además

PPK y Santos dialogan esta mañana sobre minería, territorio, seguridad y más

Los mandatarios del Perú, Pedro Pablo Kuczynski; y de Colombia, Juan Manuel Santos; dieron…