Inicio Economía Monedas de Latinoamérica seguirán volátiles en marzo según informe de Reuters

Monedas de Latinoamérica seguirán volátiles en marzo según informe de Reuters

8 minuto leer
Foto: La Tercera.com
Foto: La Tercera.com

 

Las monedas latinoamericanas continuarán volátiles después de una recuperación inesperada el mes pasado, pues la crisis política de Brasil seguiría perjudicando al real y el panorama del peso mexicano estará nublado por las señales de deterioro económico, mostró este jueves un sondeo de Reuters.

La moneda brasileña caería casi un 3% a 4,01 por dólar para fines de marzo, un 6% en tres meses y 8% en un año, de acuerdo con la mediana de las previsiones de 27 estrategas cambiarios.

Rodeados de preocupaciones por el ritmo futuro de las alzas de las tasas de interés en Estados Unidos y los deprimidos precios de las materias primas, el real y el peso mexicano siguen expuestos a nuevos altibajos.

Nueve consultados en el sondeo dijeron que anticipaban la misma volatilidad que en febrero. El rango de las estimaciones cambiarias también se amplió desde el sondeo del mes pasado, lo que sugiere una mayor incertidumbre.

No obstante, como en otros mercados emergentes cubiertos por encuestas de Reuters, la amplitud de los rangos también refleja crecientes apuestas a una recuperación de las monedas contra el dólar, lo que indica que un declive cambiario que ya lleva tres años podría estar perdiendo impulso.

Los precios del cobre no repuntarían mucho y el crecimiento de Chile podría seguir lento, de acuerdo con los analistas de 4Cast. “La reciente fortaleza (del peso) difícilmente dure mucho pues los fundamentos domésticos son débiles”, dijo la firma.

El real fue favorecido en días recientes por una mejora en los datos comerciales de Brasil que alivió las necesidades de financiamiento del país.

Sin embargo, el respiro podría ser de corta duración, en momentos en que la presidenta Dilma Rousseff enfrenta la ansiedad de los mercados por la falta de disciplina fiscal y movimientos de la oposición para impugnarla.

“El real fue conducido por acontecimientos políticos y las preocupaciones de mediano plazo sobre la sustentabilidad de la deuda, lo que debería continuar presente en el futuro previsible”, escribieron en un reporte los analistas de Barclays.

El banco proyectó la moneda a 4,20 por dólar en un mes y a un mínimo récord de 4,50 a inicios de 2017.

La economía de Brasil sufrió su mayor desplome en un cuarto de siglo el año pasado, contrayéndose 3,8%, según datos oficiales publicados el jueves.

El peso mexicano bajaría 1% a 17,98 por dólar en un mes, recuperándose tentativamente a 17,80 en tres meses y 17,55 en un año.

Fue una de las monedas de peor desempeño al comienzo de 2016 debido al desplome de los precios del crudo y los temores sobre la economía china, que golpearon a todos los activos de riesgo.

El peso se recuperó desde sus niveles más flojos en los registros por encima de 19,0 a mediados de febrero, cuando las autoridades anunciaron una sorpresiva alza de tasas, un nuevo esquema de intervención y recortes de gastos para derrotar a los especuladores que habían puesto a la moneda contra las cuerdas.

Aún así, la falta de claridad con respecto a la austeridad fiscal en adelante y posibles ajustes a la baja en las estimaciones oficiales de expansión económica, “podrían plantear un riesgo adicional para el peso en un escenario global ya complejo para las monedas emergentes”, dijo Jesús López, del mexicano Banco Base.

En tanto, el peso chileno apunta a seguir el declive de las monedas grandes de la región, de acuerdo con las medianas de las proyecciones.

Los precios del cobre no repuntarían mucho y el crecimiento de Chile podría seguir lento, de acuerdo con los analistas de 4Cast. “La reciente fortaleza (del peso) difícilmente dure mucho pues los fundamentos domésticos son débiles”, dijo la firma.

La misma combinación de fuerzas globales en contra y problemas domésticos se aplica al peso de Colombia, dijo Juan Pinzón de Profesionales de Bolsa en Bogotá.

“(…) el momento en que se materialicen las reducciones de calificación de la deuda crediticia del país, como también la caída en la producción de crudo en el país (…) impulsarán el dólar al alza”, sostuvo, refiriéndose a la baja de la moneda local contra la estadounidense.

Las medianas de los pronósticos para los pesos de Chile y Colombia en 12 meses se ubicaron en 715,0 y 3.320,0 por dólar, respectivamente.

 

Fuente: América Economía

Cargue Artículos Más Relacionados
Cargue Más Por Miguel Ampudia
Cargue Más En Economía

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mira además

(OPINIÓN) Mónica Belling: #PERUMIN33: En el pasillo, Quellaveco y Mina Justa; la ley de “Cabecera de cuenca”, la gran preocupación

Por Mónica Belling La primera gran interrogante en Perumin 33 – Convención Minera fu…