educación

El día 10 de abril se publicó en las Normas Legales de El Peruano la Ley N° 31996, en la que el Congreso de la República reinserta a más de 14 mil docentes interinos cesados en el 2014 por haber sido desaprobados en la evaluación de ingreso a la Carrera Pública Magisterial.

Esta decisión permitirá que vuelvan a las escuelas, contraviniendo la rectoría en las políticas educativas, el aseguramiento de la educación de calidad, la importancia de la evaluación de ingreso a la carrera pública magisterial y los concursos públicos de méritos.

Se debe recordar que el Programa para la Evaluación Internacional de Estudiantes de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), más conocido como la prueba PISA, evidenció la fragilidad del sistema educativo peruano. En el 2022 ocupó el puesto 58 de 81 países en la categoría ‘Matemáticas’, 58 en ‘Ciencia’ y 54 en ‘Lectura’.

Ver también:  Gobernador de Arequipa invierte cerca de US$ 200 millones en el desarrollo de Islay

Por todo ello, desde la Asociación de Exportadores (ADEX) solicitamos al Poder Ejecutivo llevar el caso al Tribunal Constitucional al ser una medida repudiable e inadmisible, que socava los cimientos de la meritocracia y afecta de forma grave la calidad de la enseñanza.

El sector público y privado tienen hoy el deber histórico de unir esfuerzos para fortalecer la carrera pública magisterial y avanzar hacia una educación de calidad que provea a los jóvenes un mejor futuro. En un entorno en el que el mundo necesita personas con nuevas competencias y perfiles, Perú retrocede en el aspecto educativo facilitando el retorno de docentes desaprobados.

¿Qué porvenir les espera a las futuras generaciones si dejamos que hechos como estos atenten contra la educación, pilar clave en el desarrollo de los países?