realizó taller de socialización sobre avances de actualización de información climática en subcuencas de las tres regiones

ProActivo. Como parte del trabajo de adaptación que el país viene desarrollando frente al , hoy se llevó a cabo un taller de socialización de avances de la actualización de la información climática en el sector agrario en las subcuencas del Santa, y Chicama en las regiones de Áncash, y , respectivamente.

El objetivo del taller fue presentar y validar la metodología para la evaluación de exposición y vulnerabilidad bajo los enfoques de la Ley Marco sobre y su Reglamento y bajo el enfoque del Sistema Nacional de Gestión del Riesgo de Desastres (SINAGERD).

Este producto forma parte de la consultoría para la actualización de la información climática en el sector agrario en subcuencas seleccionadas de las regiones de Áncash, y , que apoya el proyecto de Adaptación a los Impactos del en Recursos Hídricos en los Andes (AICCA). Este busca generar las condiciones para la implementación de las medidas de adaptación al en el sector agrario.

Durante la inauguración de la reunión, la Directora de Adaptación al Cambio Climático y Desertificación del Ministerio del Ambiente (), Cristina Rodríguez, resaltó la importancia del trabajo como parte de los avances en la gestión integral del cambio climático. “Es un avance importante para la implementación del Reglamento de la Ley Marco sobre Cambio Climático y para cumplir con nuestro compromiso climático al abordar condiciones habilitantes de las medidas de adaptación vinculadas al área temática de agricultura”, indicó.

El estudio que -se derivará de la consultoría- aportará significativamente a la actualización del Plan de Gestión de Riesgos y Adaptación al Cambio Climático en el Sector Agrario y es un claro ejemplo del compromiso de los sectores en la acción climática de la nación.

Cabe indicar que el proyecto AICCA es una iniciativa liderada por el Ministerio del Ambiente con el apoyo técnico del Ministerio de Agricultura y Riego y financiado por el Fondo Mundial para el Medio Ambiente (GEF, por sus siglas en inglés). Además, es implementando por el Banco de Desarrollo de América Latina (CAF) y ejecutado por el Consorcio para el Desarrollo Sostenible de la Ecoregión Andina (CONDESAN).