AngloAmerican protocolo covid-19

informa que se encuentra ejecutando sus actividades en el marco de protocolos sanitarios incluidos dentro del Plan de Vigilancia, Prevención y Control del , cuyos controles fueron validados por el Ministerio de Energía y Minas () y registrados por el Ministerio de Salud ().

Desde que inició la emergencia sanitaria en marzo de este año, el proyecto minero ha registrado 4 casos confirmados con prueba molecular de (todos recuperados al día de hoy) sobre un universo de 3,000 trabajadores. Esto es debidamente reportado y supervisado por las autoridades competentes de Salud. De esta forma, la empresa descarta las versiones que cuestionan la eficiencia de los protocolos de salud en el proyecto minero, el cual que reiniciará gradualmente sus actividades de construcción, tras más de dos meses de suspensión por efecto de la declaración de emergencia sanitaria en el país.

Protocolos de Seguridad y Salud contra el

El protocolo no solo contempla la prueba rápida, sino también diversos controles, que incluyen un examen clínico, entrevista y prueba rápida antes de embarcarse en los vehículos rumbo al campamento. Además de la supervisión médica diaria, la prueba se repite 7 días después en campamento, lo que permite una detección temprana de casos sospechosos. Si la segunda prueba rápida saliera positiva, se activa el protocolo para atender al trabajador en los edificios de aislamiento implementados para ello, y se procede a realizar una prueba molecular confirmatoria, que determina si la enfermedad está presente en el paciente.

Salvo excepción, la salud de los trabajadores es evaluada en las clínicas de su ciudad de origen, previo a su embarque hacia . En consecuencia, los trabajadores moqueguanos son evaluados en los centros médicos autorizados de las ciudades de Moquegua e Ilo. Aquellos que evidencien alguna sospecha médica, aunque cuenten con prueba rápida negativa, no son embarcados al proyecto. Quienes pasan satisfactoriamente la evaluación clínica de salud y también cuenten con prueba rápida negativa son traslados directamente hacia el campamento sin tener contacto alguno con la población.

En paralelo, se han implementado medidas adicionales en dirigidas a reducir el contacto físico entre personas, a través de separaciones en áreas comunes, como mesas de comedores y dormitorios.

Turnos de 28 días

Uno de los controles más eficientes para asegurar que los trabajadores de Quellaveco regresen a sus hogares sanos es el tiempo de la duración de su período de rotación, que actualmente es de 28 días. Esto quiere decir que estas personas permanecen en el Proyecto el doble del tiempo que requiere el virus para incubar e inhabilitarse (14 días según estudios).

Un trabajador considerado como caso sospechoso es aislado inmediatamente en un área separada, debidamente acondicionada. En ese punto, pasan 14 días en cuarentena hasta que se da su alta clínica. El consenso médico señala que no es necesario contar con una prueba rápida de salida siempre que los protocolos de salud durante el ingreso y la estadía se cumplan como viene haciéndose en Quellaveco y ha sido debidamente verificado.