La minera canadiense South American Silver desarrolló un proyecto de exploración minera durante dos años en Bolivia, desde el 2010 hasta mediados del 2012.

Un tribunal de arbitraje internacional falló a favor de Bolivia en un conflicto con la canadiense , que pedía una compensación de US$ 385.7 millones por la reversión de la concesión , aseguró el Gobierno boliviano.

En agosto del 2012, el Gobierno revirtió la concesión del cerro Mallku Khota, un rico yacimiento de plata e indio ubicado en el noroeste del país que estaba a nombre de la Compañía (), subsidiaria de la firma canadiense.

La desarrolló un proyecto de exploración minera durante dos años, desde el 2010 hasta mediados del 2012.

Sin embargo, el proyecto nunca entró en producción y la empresa fue acusada de incumplimiento de compromisos y de generar enfrentamientos entre comunidades indígenas colindantes al yacimiento que se disputaban empleos, regalías y el resarcimiento por daños al medio ambiente.

Bolivia ofreció US$ 18 millones como compensación a la compañía canadiense, que denunció que el país no proporcionó protección y seguridad a sus inversiones, y que realizó una expropiación injusta.

El procurador general del Estado, Pablo , informó que la Corte Permanente de Arbitraje estableció “en primer lugar la legalidad de la medida tomada por el Estado boliviano, que ha preservado la vida de los comunarios de Mallku Khota, que ha preservado el medio ambiente”.

Al considerar que Bolivia no violó su obligación de brindar protección y seguridad a la inversión extranjera, el tribunal ordenó “en función del propio monto que estableció el Estado boliviano, que se pague a la demandante la suma de US$ 18.7 millones”, agregó .

A su turno, el ministro de Minería, César Navarro, informó que el yacimiento polimetálico Mallku Khota, que tiene un valor estimado en US$ 8,877 millones, ahora pasó a manos de la estatal para su explotación.

Fuente: Reuters