ProActivo | El Instituto de Ingenieros de Minas del Perú (IIMP), entidad conformada por profesionales del sector minero, emitió un comunicado saludando las medidas tomadas por el Poder Ejecutivo respecto a mantener las actividades críticas de las unidades mineras, indicadas en el oficio N°059-2020-EF/10.01 del Ministerio de Economía y Finanzas. Ello en el marco del estado de emergencia nacional decretado para evitar la propagación del COVID -19, en nuestro país.

Al respecto dicha entidad también agregó que, para lograr la efectividad en cuanto al cuidado de la seguridad humana y la protección al medioambiente, se deben considerar también el uso de ciertos insumos críticos, cuyo suministro y transporte dependen del Ministerio de la Producción y/o Ministerio de Transporte y Comunicaciones y/o Ministerio del Interior y/o Ministerio de Defensa.

Asimismo, detalló cuáles son esenciales en las actividades básicas del ciclo integrado y continuo de la operación minera para las actividades de tratamiento de aguas industriales y sostenimiento subterráneo:

Cal viva y peróxido de hidrógeno. Utilizados en el proceso de plantas de tratamiento de aguas industriales, insumos indispensables para neutralizar el pH de aguas residuales, floculación y precipitación de metales pesados, así como para el tratamiento y la estabilidad fisicoquímico de sólidos residuales industriales, higienizando y destruyendo los agentes patógenos.

Cemento y agregados de construcción. Utilizados en las actividades de sostenimiento de mina subterránea donde se incluye el uso de concreto lanzado (cemento, agua y agregados) que se adhiere a las paredes para dar estabilidad física a las excavaciones que lo requieran y que son monitoreadas constantemente. Caso contrario, pasado los quince días el riesgo para nuestros trabajadores mineros se habría incrementado significativamente.

Finalmente, el precisó que es necesaria la inclusión de estos insumos críticos en la actividad minera para alcanzar un nivel de operatividad técnica mínima e indispensable ante esta situación inédita de emergencia de salud, y se brinde una adecuada protección ambiental y de seguridad para los trabajadores mineros.