Ernesto Pye (Pacific Latam)

La semana pasada el Poder Judicial emitió el fallo definitivo en el cual se ordenó el retiro de la tranquera y caseta de control instaladas por la fuerza por comuneros de Saqui Totora, en la vía que conecta el distrito de Sina (Puno) con dicha comunidad campesina, y que da paso al campamento de minera Argos.

Ello tras un Habeas Corpus interpuesto por el presidente de la Red de Periodistas Intercultural Bilingüe de Puno, Javier Calderón Mercado, luego de que un grupo de periodistas fuera impedido de ingresar a la comunidad campesina para ejercer sus labores de información.

“Esto sienta un precedente bien interesante para la minería, porque el hecho de que un juez haya concedido el Habeas Corpus significa que una comunidad no puede bloquear una vía de acceso distrital”, indicó Ernesto Pye, socio de Pacific Latam, en el marco de proEXPLO 2023, evento organizado por el Instituto de Ingenieros de Minas del Perú.

Ver también:  San Martín: Palamina adquiere la mina Aurania para potenciar sus activos de cobre

Según dio a conocer en su exposición, en el 2021 la comunidad campesina inició con reclamos basados en presuntos incumplimientos de acuerdos con la empresa la minera Argos; sin embargo, el conflicto escaló hasta generar daños a la propiedad de la empresa, apropiación ilícita de equipos y maquinarias, explotación ilegal de los yacimientos, cierre de la vía de acceso, e incluso forzar a menores de edad a trabajar en labores de explotación.

“La comunidad apela en la primera instancia, luego del fallo del juez a favor de los periodistas que habían sido las víctimas, y vuelve a un proceso de apelación. Esto ha sido hace como 6 meses y la semana pasada se logra el fallo definitivo en el cual se ordena que la tranquera que habían puesto y la caseta de control sean derrumbadas porque no tenían ningún derecho a hacerlo”, explicó Pye.

Ver también:  Macusani Yellowcake: Falchani producirá anualmente 25,000 toneladas de carbonato de litio 

Por ello, consideró muy importante la labor de la prensa para contrastar las fuentes ante cualquier situación y difundir hechos reales. En ese sentido, invocó al sector minero a contar la verdad, trabajar con transparencia hacia la comunidad, el estado y todos los actores con los que se vincula, así como a fortalecer sus procesos de diálogo a temprana etapa para prevenir posibles conflictos.

Hoy la empresa minera Argos se dispone a iniciar la reconstrucción de su campamento minero incendiado y destruido por los comuneros.

Fuente: IIMP