Humberto Palma Valderrama, presidente del Directorio de Haug

Humberto Palma Valderrama, presidente del Directorio de Haug.

ProActivo | Humberto Palma Valderrama, presidente del Directorio de Haug, empresa peruana de ingeniería, construcción y montaje que ya cuenta con 75 años de servicio,manifestó su orgullo por el largo tiempo de existencia de esta compañía. Tras un recorrido de la planta de cerca de 90 mil metros cuadrados, brindó entrevista con Revista ProActivo en la que nos dio alcances de la visión que tienen, así como de la historia de la creación de su empresa, cómo llegó y la actual situación de la minería en el Perú.

Entrevista a Humberto Palma Valderrama, Presidente del Directorio de HAUG

En estos tiempos difíciles, Haug ha seguido invirtiendo para implementar nueva maquinaria en su planta. ¿Cómo ha sido este proceso?

Nosotros siempre tenemos una visión optimista y realista. En base a eso adquirimos estos terrenos, construimos la planta y en los últimos años invertimos aproximadamente 38 millones de dólares para equipar con maquinarias de alta y moderna tecnología. Ustedes lo apreciaron.

¿Cómo es la historia de Haug?

Estamos próximos a cumplir 75 años. Fue fundada por el ingeniero danés Svend Haug, que vino al Perú, amigo de los ingenieros de International Petroleum Company (IPC), quienes lo motivaron a crear la empresa Haug. Le dijeron que construya los tanques y que le daban un terreno y que ellos se dedicarían a su negocio de petróleo. Svend Haug falleció relativamente a temprana edad y la empresa quedó a cargo su esposa Ruth, quien pensaba regresar a Dinamarca, pero los trabajadores le dijeron que no se regrese, que la apoyan y había un pequeño porvenir. La señora creyó en ellos y se quedó.

¿Cómo llegó usted a Haug?

La señora tuvo la amabilidad de llamarme y fui a Haug, ubicada en el Callao y viendo oportunidades de desarrollar algo por nuestro país, ingresé a la empresa y acá la tienen. Hemos pasado por tres locales, de los cuales, uno fue de 10 mil metros cuadrados propios y otro es esta planta en Lurín de cerca de 90 mil metros cuadrados, siempre hemos ido para adelante, creciendo para bien de todos.

¿Puede explicarnos la evolución de la empresa y en qué sectores tiene presencia?

El sector que más nos impulsó, es indudablemente la minería, que es un motor de desarrollo para el Perú y esperamos que lo sea por muchísimos años más, porque el Perú es rico en minerales. En segundo lugar, los hidrocarburos, trabajamos los terminales construyendo tanques, siendo Haug, la empresa que más los desarrolló en Perú. Además, con esta visión de crecimiento, son más de 15 años que salimos al extranjero y trabajamos en Chile y Argentina.

Ver también:  Hudbay abre este mes de abril información sobre proceso de licitación (Exclusivo)

Indudablemente en Perú hay una baja notable en el sector de minería y esperamos su reactivación acelerada para beneficio de los peruanos.

¿Esto ha ocasionado que la planta opere a una capacidad del 30%?

Sí. Estamos en un 30 y máximo 40% en determinados momentos. Cuando la minería estaba en alza, teníamos entre 80 a 90% de la planta ocupada. Nuestra empresa tenía cerca de 3 mil trabajadores todos peruanos con empleo formal, ahora somos poco menos de 2 mil entre peruanos y extranjeros.

¿Y este desarrollo de Haug en la minería le ha implicado cumplir ciertas certificaciones, exigencias, sobre todo tratándose de minas de clase mundial?

En la implementación de la mina Antamina entre el año 1998 al 2000, realizamos muchos trabajos. Era Bechtel International Corporation a cargo de la implementación de la mina como empresa internacional de ingeniería y gerenciamiento de proyectos. Con ellos hicimos muchos trabajos y establecimos amistad con los ingenieros de Bechtel y al final me acerqué a ellos y les dije: “Por favor, llévanos a otros países del mundo, ustedes que son internacionales”. Y nos dijeron: “Ustedes trabajan bien, pero tienen que calificarse”.

Gracias a esos buenos consejos, fuimos la primera empresa peruana en obtener las certificaciones internacionales de calidad ISO, ahora tenemos la trinorma y además tenemos del American Petroleum Institute, etc. En el extranjero esto nos respalda.

En un supuesto que pronto el sector minero vuelva a captar inversiones, ¿Haug está en la capacidad de responder rápidamente a los requerimientos?

Ciertamente. Cuando había los megaproyectos mineros trabajamos en simultáneo en ellos. Y así como nosotros, todas las empresas del sector. Sí hay capacidad. Gracias a ello, el sector metalmecánico del Perú creció exponencialmente y éramos calificados para atender a otros países de la región, justamente por la experiencia y la capacidad de nuestros trabajadores. Hemos ido a Chile, Argentina y en República Dominicana trabajamos para la implementación de la mina Pueblo Viejo.

Con estos equipos modernizados, ¿tienen mayor versatilidad para captar un mercado más diverso?

Los equipos y maquinarias que poseemos en la planta en Lurín son capaces de atender las diversas especialidades de cada uno de los diferentes proyectos. Tenemos tanques, clarificadores, espesadores, estructuras metálicas, fajas transportadoras, etc. Iniciamos con ingeniería de detalle los proyectos, para que pasen una habilitación de materiales, montaje y despachar los proyectos y montarlos.

Ver también:  Víctor Gobitz sobre minería informal: “Podemos crear un círculo virtuoso de lo que hoy es un círculo vicioso” (Exclusivo)

Hemos tenido el agrado de trabajar en varios proyectos “llave en mano”. Es decir, ingeniería, construcción, montaje y entrega del proyecto.

Nuestra próxima adquisición será un horno de secado.

¿En qué consiste exactamente?

Es una pequeña nave dentro de la cual se instala un horno de secado el que sirve para acelerar el proceso de pintura.

Para explicarle, cuando un cliente nos encarga, por ejemplo, tanques; los diseñamos, calculamos los materiales que van, pasamos el proceso de adquisición, logística de bienes de materiales en bruto -la plancha, los perfiles- y mientras tanto, el área de ingeniería ha diseñado la ingeniería de detalle y la ingeniería de fabricación. Entonces esa ingeniería de fabricación concuerda con la planta de producción, pasa a la planta y ahí se cortan todos los elementos metálicos según esa ingeniería de detalle, los cuales se habilitan, se granallan, pintan, habilitan se ensamblan y queda el producto terminado.

Siempre está primero la ingeniería.

Entre los principales clientes además de Antamina, ¿Cuáles son?

Trabajamos en casi todas las compañías mineras en todo el Perú. Entre ellas destacan Southern Perú, Chinalco, Minsur, Barrick (Pierina), Antapaccay, Anglo American, etc.

¿Cómo han sido las ventas en los últimos años?

A raíz del descenso de la inversión en nuestro país, compensamos al trabajo en el extranjero, que empezó hace más de 15 años. Por decir, en el Perú hoy tenemos cerca del 50% de ventas, cuando antes era el 80%. Tenemos entre 40 a 38% en Argentina y 15% en Chile. Ha disminuido las ventas en nuestro país.

¿En Argentina también está dirigido principalmente al sector minero?

Sí y ahí, en Catamarca estamos montando una planta de litio que concluiremos a fin de año. Es un proyecto importante donde tenemos 622 trabajadores, entre argentinos y peruanos. Es increíble que una empresa peruana esté asociada a una argentina. Me enorgullece mucho.

¿Cómo proyectan las ventas para este 2024?

Tenemos que ser optimistas como siempre y consideramos que en nuestro país tiene que haber una reactivación económica acelerada y en breve plazo.

Tenemos expectativas de que se implementen rápidamente nuevos proyectos mineros. El mineral debajo del suelo vale cero. La minería genera trabajo en todo el Perú y además en los sitios más inhóspitos es un gatillo acelerador de generación de trabajos formal, correcto, decente.

Ver también:  Antapaccay implementa perforadora autónoma para mejorar la seguridad y rendimiento de su operación

¿Tienen otros proyectos más en Argentina?

Argentina está en un proceso de transformación del país, es algo público. Entonces, sí tenemos expectativas que se desarrollen aceleradamente grandes y nuevos proyectos. Ellos poseen una zona denominada “Vaca Muerta”, que tiene la más grande reserva de petróleo y gas.

¿En Chile qué proyectos trabajan?

En Chile trabajamos en la mina Los Bronces, pero ahora estamos con una empresa nacional de petróleo chileno en tanques, fabricándolos y haciendo mantenimientos industriales también.

Respecto a las inversiones a futuro, ¿Cómo tienen previsto que será este año?

Siempre mantuvimos una política de actualización tecnológica, tanto a nivel personal como de infraestructura de apoyo.

Tratamos de tener los equipos cada vez más actualizados e innovadores que hay en el mercado y es una política permanente de la empresa. Si hay un equipo que mejora la productividad, lo adquiriremos, eso denlo por hecho.

¿Tienen pensado aumentar sus inversiones para este año o mantenerlo?

Nuestra política de inversión es constante, y destinamos un porcentaje para mantenernos actualizados y a la vanguardia. Esperemos que el próximo año y este año sigamos en la misma política.

¿Cómo trabajan en investigación y desarrollo?

Tenemos convenios con todas las universidades más importantes, la PUCP, UNI, UTEC, etc y siempre trabajamos con ellos. Tuvimos el agrado de la visita de 22 catedráticos de la PUCP y se quedaron asombrados de que todo lo que ellos enseñan lo estamos practicando acá y quieren trabajar con nosotros. Ellos nos pidieron permiso y estamos abiertos a traer constantemente a diversas promociones de alumnos, tenemos convenios, vienen estudiantes acá y algunos se quedan.

Principalmente vienen de ingeniería mecánica, civil e industrial. Son las áreas básicas que trabajamos.

Usted mencionó algo sobre el nuevo ministro, ¿Qué expectativa tiene?

El nuevo ministro es un ingeniero del sector minero, de mucho prestigio. Por supuesto que tenemos grandes expectativas que acelere los proyectos de inversión, que destrabe los proyectos y que salgan 3, 4 o 5 proyectos mineros rápidamente. Moverá nuestro país inmediatamente. Le deseamos el mayor de los éxitos.

Por los 75 años de Haug, ¿Qué plan tiene para ello?

En primer lugar, como empresa peruana nos sentimos muy orgullosos de alcanzar los 75 años y por supuesto tenemos el propósito de avanzar por otros 75 más, creciendo, desarrollando trabajo serio, haciendo patria. Tenemos que continuar, seguir adelante y creciendo.