Exploración y explotación de hidrocarburos ubicados en alta mar (off shore).

Exploración y explotación de hidrocarburos ubicados en alta mar (off shore).

En medio de un contexto de bajos niveles de inversión en exploración de hidrocarburos en Perú, la empresa estadounidense Jaguar Exploration y su socio australiano Condor Energy están avanzando significativamente en sus actividades, enfocándose en nuevas zonas tanto en mar como en tierra. Con una inversión en exploración que alcanzó solo los $990,000 a marzo de 2024, estas empresas buscan dinamizar el sector y atraer más capitales.

Actividades en el Mar de Tumbes

Jaguar Exploration y Condor Energy están trabajando en el área LXXXVI, ubicada en el mar de Tumbes, bajo un Convenio de Evaluación Técnica (CET). A principios de julio de 2024, presentaron su tercer informe a Perupetro sobre el yacimiento, revelando el hallazgo de nuevos leads o áreas de interés de hidrocarburos. Para agosto, tienen previsto entregar un cuarto reporte que incluirá el reprocesamiento de datos sísmicos y estudios especiales.

Ver también:  Rómulo Mucho: Perú tiene enorme potencial para el desarrollo de energías renovables y producción de hidrógeno verde

Aunque aún queda un año de interpretación detallada para definir objetivos de perforación, Jaguar ya está visualizando una fase posterior de exploración. Julio Jimeno, presidente y CEO de Jaguar, mencionó que están considerando solicitar un contrato de licencia para exploración y producción, en caso de encontrar recursos.

Nuevas Asociaciones y Potenciales Socios

Para avanzar en esta siguiente fase, Jaguar Exploration está en conversaciones con dos empresas de Estados Unidos y otras procedencias, interesadas en formar asociaciones. La intención es incorporar socios financieros y técnicos para compartir la movilización de equipos, ya que el transporte de la plataforma puede duplicar el costo de perforación.

Desafíos Regulatorios

La reciente creación de la Reserva Nacional Mar Tropical de Grau (RNMTG) frente a Tumbes y Piura representa un desafío. Aunque las restricciones no afectarán a las empresas ya operando, Jaguar espera conocer el plan maestro para tener mayor certeza y poder planificar sus actividades futuras en la zona. Han solicitado participar en las conversaciones con Perupetro, Minem y Minam para estar informados y aportar su opinión.

Ver también:  Proyectos ferroviarios representan expansión de la infraestructura y oportunidades de desarrollo

Exploración en Tierra

Jaguar y Condor Energy también están explorando oportunidades en tierra, especialmente en la selva peruana, donde consideran que falta mucha exploración. Empresas extranjeras han mostrado interés en formar asociaciones con Jaguar, viéndolos como su brazo técnico. Están interesados en los lotes I y VI de la cuenca de Talara, que Perupetro lanzará a licitación próximamente.

Diversificación y Nuevos Negocios

Además de la exploración de hidrocarburos, Jaguar está considerando incursionar en el suministro e implementación de refinerías modulares en zonas alejadas de oleoductos o gasoductos, enfocándose en petroleras de la selva. Esta iniciativa busca diversificar los negocios de la empresa y aumentar su presencia en el sector energético peruano.

Ver también:  Minem presenta al mundo el potencial del Perú para atraer inversiones en hidrógeno

También están explorando la posibilidad de ingresar al negocio de generación termoeléctrica, utilizando gas natural que esperan extraer del área LXXXVI en Tumbes. Este proyecto retomaría una iniciativa anterior de BPZ, que no llegó a concretarse.