trabajadora en mina Las Bambas

Desde que inició operaciones a fines del 2016, Las Bambas ha sufrido 340 días de paralizaciones por bloqueos de vías, y en estos momentos se encuentra también bloqueada.

Por eso, la prioridad de la minera chino-australiana para el resto del año será “trabajar con el nuevo gobierno para avanzar el desarrollo del proyecto Chalcobamba, que va a llevar una mayor contribución para Apurímac, y discutir potenciales cambios al marco tributario”, dijo Ross Carroll, gerente de finanzas de MMG, matriz de Las Bambas, en Rumbo a Perumin.

El ejecutivo indicó que Las Bambas ha contribuido con S/.1.360 millones en regalías para la región Apurímac en el periodo 2016-2020, monto al que se añadirán S/3.700 millones por los próximos cinco años, si logran sacar adelante el proyecto Chalcobamba.

Lee también:  Panoro Minerals venderá el proyecto minero Antilla a Heeney Capital

Actualmente la empresa explota el yacimiento conocido como Ferrobamba, uno de los tres que existen en el proyecto minero.

Su objetivo para seguir manteniendo producción al nivel de 340 mil toneladas es explotar los yacimientos restantes: Chalcobamba y Sulfobamba.

Para ello vamos a tener que gastar aproximadamente US$2.000 millones en el mediano plazo. Este gasto permitirá generar más puestos de trabajo, desarrollo para las comunidades vecinas y regalías e impuestos que fluirán de vuelta a las economías locales”, señaló Carroll.

Precisó que hasta la fecha Las Bambas solo ha explorado el 10% de sus concesiones mineras, por lo que existe “mucho crecimiento potencial”.

Las Bambas es la tercera mina de cobre más grande del Perú. Su construcción demandó una inversión de S/33 mil millones, además de S/4.900 millones en inversiones adicionales.

Lee también:  Apurímac: protesta se convierte en paro provincial indefinido

Desde el 2012 a la fecha ha pagado al Estado peruano S/4.900 millones en impuestos, incluyendo S/1.360 millones en regalías.

MMG estima que la mina ha contribuido con un punto porcentual al PBI nacional y que ha reducido la tasa de pobreza en Apurímac, de 71% a 35%.

Fuente: El Comercio