REINFO QR

El Registro Integral de Formalización Minera (Reinfo) en Perú, herramienta oficial que permite estimar la cantidad de mineros que se han embarcado en el proceso de formalización, muestra que ocho de cada diez mineros registrados están suspendidos. Aunque se ha observado una ligera disminución en el número total de mineros registrados desde enero, esto no implica necesariamente que los 192 mineros menos se hayan formalizado. Es probable que hayan sido eliminados del registro debido a que no cumplieron con los requisitos establecidos por el Reinfo, como mantener un Registro Único del Contribuyente (RUC) válido y obtener permisos ambientales.

Para figurar en el Reinfo, los mineros deben ser personas naturales o jurídicas dedicadas a la pequeña minería o minería artesanal, desarrollar sus actividades en áreas no restringidas y no tener condenas por delitos relacionados con la minería ilegal o el lavado de activos. Cumplir con todos estos requisitos permite que los mineros sean considerados “vigentes” en el registro, lo que indica que están en camino hacia la formalización. Si no cumplen alguno de los requisitos, su estado pasa a ser “suspendido”.

Ver también:  MINEM: Continua la masificación de gas natural en el sur del Perú

Actualmente, más del 80% de los mineros registrados se encuentran en estado suspendido en el Reinfo, mientras que solo 16,451 están vigentes. Expertos sugieren que el Ministerio de Energía y Minas (Minem) debería llevar a cabo un control posterior para revertir estas cifras. Sin embargo, la falta de recursos y capacidad dificulta la supervisión de los mineros suspendidos en diversas áreas.

El Congreso de la República está considerando cambios en la duración y las condiciones de inscripción en el Reinfo. Se propone que el plazo de inscripción sea de 90 días hábiles a partir de la entrada en vigencia de la ley, a excepción de la región de Madre de Dios, conocida por la minería ilegal. Además, se establecerían tres nuevas condiciones obligatorias para acceder al registro, como obtener el permiso del propietario del terreno, poseer el título de concesión minera y contar con un instrumento de gestión ambiental aprobado.

Ver también:  Ejecutivo aprueba Lineamientos para elaboración del Plan de Participación Ciudadana para proyectos eléctricos

La formalización minera sigue enfrentando desafíos significativos, como la obtención del permiso del propietario y el título de concesión minera. Se han propuesto soluciones, como que los concesionarios contraten a los mineros como proveedores o que los terrenos regresen al Estado si no se explotan adecuadamente. Estas propuestas buscan agilizar el proceso de formalización y permitir que los mineros artesanales accedan a los beneficios de la formalidad.