Nexa-Resources

(Foto: Resources)


El productor polimetálico Nexa, proyecta una inversión de US$450 millones en el 2021, de los cuales US$ 232 millones serán destinados a su proyecto de Aripuanã, localizado en .

La minera señaló que hizo un esfuerzo para preservar caja en el 2020, lo que originó que sus inversiones se redujeran a las mínimas esenciales para mantener sus minas en buen estado.

Para este año, sin embargo, apunta a desarrollar inversiones en sostenibilidad, salud y seguridad a “niveles similares al período anterior a la pandemia”, con el fin de garantizar la sostenibilidad a largo plazo de su negocio.

En lo que respecta a exploración, indicó que continuará con sus esfuerzos por ampliar sus reservas y recursos minerales, con una inversión de US$ 51 millones.

“Este valor implica el desarrollo de nuevos proyectos y de minas ya en operación. También se utilizarán US$ 20 millones para ejecutar proyectos mineros en las fases FEL1 (identificación de oportunidad) y FEL2 (proyecto conceptual)”, explicó.

Lee también:  Tarea pendiente en minería: dinamizar la exploración y mejorar la percepción de los inversionistas

: producción de en ascenso

Nexa cerró el año 2020 con un desempeño operativo positivo, a pesar del escenario generado por la pandemia de .

En 2020, su producción alcanzó 313 mil toneladas de , 28 mil toneladas de , 38 mil toneladas de plomo y 6,8 millones de onzas de plata.

La compañía estima que su producción de zinc aumentará 8% en 2021 y 7% en 2022, debido a la puesta en marcha del proyecto Aripuanã.

Nexa opera cinco minas polimetálicas, de las cuales tres se encuentran en los Andes centrales de (Cerro Lindo, El Porvenir y Atacocha) y dos en el estado de Minas Gerais, en (Vazante y Morro Agudo).

También opera tres fundiciones de zinc: una en (Cajamarquilla) y dos en (Três Marias y Juiz de Fora), que producen zinc metálico, óxido de zinc y subproductos.

Lee también:  Camino confirma más cobre y oro en Los Chapitos (PDF)

Fuente: El Comercio