Rómulo Mucho

El país es minero, el 60% de las exportaciones son minerales, pero en opinión de Rómulo Mucho, miembro de la Asociación Agrominero Perú, los gobiernos de turno de los últimos años siempre tuvieron miedo de hablar de minería.

Durante las conferencias descentralizadas sobre la importancia de la minería para la reactivación económica, que realiza el Instituto de Ingenieros de Minas del Perú (IIMP), manifestó ayer que, debido a este temor y el rehúso a hablar sobre esta actividad, el Gobierno no considera como una política de Estado a la realización de esta actividad.

El también expresidente del IIMP, señaló que las necesitan apoyo del Estado para invertir, seguridad y estabilidad jurídica. Aunque no dijo nombres de las paralizadas por falta de apoyo del Gobierno, Tía María es una de ellas en .

Lee también:  Minería generó más de 207 mil empleos directos en primer trimestre y sigue en crecimiento

Resaltó que aunque muchos no quieran reconocerlo, la minería es un motor importante de la economía peruana, porque está relacionada a otras actividades como la generación de energía eléctrica, porque consume aproximadamente el 30% del total de la producción.

Error al no invertir en el cierre de brechas

Bajo la óptica de Mucho, el país tuvo un crecimiento en la macroeconomía, pero el error fue no trabajar en el cierre de las brechas, en invertir para buscar igualdad en el acceso a la educación, salud. “Faltó traducir el crecimiento económico en desarrollo, en mejorar la calidad de vida”, dijo.

Considerando los recursos que perciben, las regiones con más canon minero deberían ser las más desarrolladas, en relación a otras, pero, a la fecha, estas localidades están en las mimas o peores condiciones que las demás.

Lee también:  INEI: Minería e Hidrocarburos creció 15% en marzo, electricidad 41% en abril

De acuerdo a la información proporcionada por el IIMP, las regiones como , Apurímac, Cusco, Moquegua, Tacna y Puno, en los últimos 20 años recibieron 27 mil 970 millones de soles por canon y regalías mineras.

Fuente: Correo