Foto: Internet

Desde inicios del 2017 el precio del oro ha estado formando una tendencia al alza de mediano plazo. Sin embargo, en los últimos días una fuerte presión a la baja está dañando la formación técnica, advirtió .

“Los daños se reflejan en la rupturaconsecutiva de los promedios móviles y en la salida a la baja del canal alcista que se venía formando. Además, técnicamente, existe espacio para que el precio del oro continúe cayendo en el corto plazo hasta la barrera de los US$ 1,214, e incluso US$ 1,200 por onza”, explicaron.

Indicaron que es necesario que en los próximos días el precio retome los niveles previos por encima de US$ 1,250 para revertir el daño técnico. De lo contrario es probable un movimiento lateral entre US$ 1,200 y US$ 1,230, aproximadamente.

“Si bien el precio del oro viene cayendo desde la primera semana de junio -cuando tocó su nivel más alto (US$ 1,299) desde las elecciones estadounidenses de noviembre pasado-, la caída de la última semana ha sido muy pronunciada, perforando varios niveles significativos de soporte. No existe un motivo justificado para esta caída”, dijeron.

El movimiento del precio del lunes 26 de junio generó el primer impacto negativo a la figura técnica del oro. Según Bloomberg, este movimiento habría sido causado por un “fat finger” o un error involuntario de algún operador del mercado que vendió una cantidad significativa de contratos financieros de oro en muy poco tiempo.

De hecho, en la mañana del 26 de junio el volumen negociado de los contratos de futuros de oro en alcanzó 18,149 en un minuto, muy por encima del promedio de 155 que se negoció en esa semana. Haya sido un error involuntario o una venta intencionada para presionar a la baja al precio de oro, lo cierto es que se generó un daño técnico inicial, desencadenando la ruptura de varios niveles claves de soporte en los días siguientes.

“El comportamiento del precio del oro en los próximos días será especialmente importante para determinar la magnitud del daño técnico y por lo tanto, su dirección futura”, afirmó . Sostuvieron que esta semana el precio de oro estará influenciado por información económica de Estados Unidos, ya que el miércoles se publican las minutas de la de la decisión de junio y el mercado estará buscando señales respecto a la dirección de la política monetaria de EEUU.

Asimismo, una serie de discursos de miembros de la y el Reporte al Congreso sobre la Política Monetaria el viernes serán especialmente analizados por el mercado. Finalmente, el viernes también se publican indicadores de empleo del mes de junio en EEUU.  “Dada la relevancia de la información económica de esta semana esperamos que continúe la volatilidad en el precio del oro. El riesgo para el precio del oro es que el tono de la información sea consecuente con una política monetaria más agresiva en EEUU. De ser así, el daño en la figura técnica del oro sería significativo y la recuperación más lenta”, finalizaron.

Fuente: El Comercio