Fuerzas Armadas

La Sociedad Nacional de Minería, Petróleo y Energía (SNMPE) manifestó a la opinión pública su condena frente a la violencia que vienen ejerciendo grupos radicales en distintas regiones del país.

En ese sentido, expresó sus condolencias y solidaridad con las familias de las víctimas de esta asonada violentista que enluta a nuestro país.

“Esta ola de violencia que tiene por fin alterar el orden público y quebrar la gobernabilidad, sólo nos dejará más atraso y miseria, pues afecta a toda la inversión productiva del país, es decir, a la pequeña, mediana y gran empresa, así como a los ciudadanos de a pie, que buscan trabajar y llevar el sustento a sus familias”, indicó.

En ese contexto, afirmó que es necesario detener la impunidad con la que actúan los grupos violentistas que a su paso atacan y destruyen locales públicos y privados, bloquean carreteras y sabotean las operaciones de los terminales aéreos y de activos críticos del sector energético del país.

Ver también:  Empresas privadas de hidrocarburos invirtieron más de US$ 19,000 millones en el Perú

El gremio empresarial también alertó que los bloqueos de las carreteras impiden el normal abastecimiento de combustibles (gas natural, petróleo, gasolinas, GLP, GNV) a distintas regiones; y vienen ocasionan serios contratiempos a diferentes operaciones mineras que se han visto afectadas en los procesos de abastecimiento de insumos, alimentos, reemplazo de personal y traslado de producción.

“Invocamos a la Policía Nacional y al Ministerio Público a identificar y detener a los agitadores de esta escalada de vandalismo, sin ninguna agenda, y que busca instaurar la anarquía”, expresó.

La SNMPE exhortó a la población a no dejarse sorprender por grupos radicales y agitadores políticos que sólo responden a intereses ideológicos que tienen como objetivo destruir la democracia y el desarrollo del Perú.

Ver también:  SNMPE trabaja en fortalecer la equidad de género en el sector minero energético

“Es necesario que el actual Gobierno haga prevalecer el Estado de Derecho y el principio de autoridad, a fin de que se garantice los derechos y la seguridad de los 33 millones de peruanos que desean vivir y trabajar en un país con paz social”, subrayó.