pr-toyota-hybrid-battery

  • La compañía japonesa Toyota busca fortalecer su posición en el mercado de autos electrificados con la adquisición de Primearth EV Energy.
  • Primearth EV Energy es una empresa filial del conglomerado tecnológico Panasonic.

Toyota Motor Corporation, el principal fabricante mundial de automóviles, ha anunciado un acuerdo histórico con el conglomerado tecnológico Panasonic para adquirir el control total de Primearth EV Energy, la empresa conjunta de producción de baterías para vehículos eléctricos.

Esta operación, que se completará a finales de marzo, permitirá a Toyota aumentar su participación del 51 % actual al 100 %, consolidando así su control absoluto sobre la compañía. La compañía busca reforzar su estrategia de producción masiva de baterías eléctricas para la movilidad del futuro.

Ver también:  Estados Unidos impulsa la producción nacional de litio para el mercado de vehículos eléctricos

La transición de la empresa a la producción masiva de baterías para vehículos eléctricos permitirá a la compañía japonesa responder flexiblemente a la creciente demanda de baterías, y contribuirá a fortalecer la competitividad en la producción a gran escala.

Primearth EV Energy, fundada en 1996, ha sido un actor destacado en la producción de baterías para vehículos híbridos. Bajo el control exclusivo de Toyota, Primearth EV Energy ampliará su enfoque para abarcar la fabricación vehículos eléctricos a batería (BEV) como a vehículos híbridos eléctricos enchufables (PHEV).

Toyota reafirma su compromiso con la electrificación masiva al destacar la importancia estratégica de esta adquisición. Esta apuesta por la producción masiva de una amplia gama de vehículos con batería eléctrica permitirá a la compañía no solo mantenerse a la vanguardia de la industria, sino también liderar la revolución de la movilidad eléctrica a nivel global.

Ver también:  Estados Unidos impulsa la producción nacional de litio para el mercado de vehículos eléctricos

Camino hacia la carbono neutralidad

La adquisición de Primearth EV Energy se alinea con el objetivo estratégico global de Toyota de lograr la neutralidad de carbono para el año 2050. La compañía se compromete a desarrollar y ofrecer una amplia gama de vehículos electrificados que se adapten a las necesidades de cada mercado. En América Latina, la tecnología híbrida eléctrica (HEV) ha sido bien recibida como una opción de transición hacia la movilidad eléctrica.

Toyota continuará trabajando para reducir las emisiones de CO2 a través de la innovación y la colaboración con sus socios. La compañía está convencida de que la electrificación del transporte es fundamental para construir un futuro más sostenible.