Inicio Energía (EXCLUSIVO) Entrevista a Alexandra Almenara, gerente general de SNC-Lavalin (VIDEO)

(EXCLUSIVO) Entrevista a Alexandra Almenara, gerente general de SNC-Lavalin (VIDEO)

18 minuto leer
1,372

ProActivo

Alexandra Almenara, gerente general de SNC-Lavalin, hace un recuento de los 25 años de la firma canadiense en Perú. La gigante de la ingeniería global cuenta en el país con el respaldo de las empresas mineras, de hidrocarburos y energía. SNC-Lavalin fundada en 1911, con sede en Montreal, tiene oficinas en todo el mundo, con equipos de profesionales que brindan soluciones integrales, que incluyen inversión de capital, consultoría, diseño, ingeniería y construcción, entre otros. El 3 de julio de 2017, SNC-Lavalin adquirió a la prestigiosa británica Atkins, su principal competidora. Tras incorporar esas competencias, el crecimiento de SNC-Lavalin es imparable. Aquí la entrevista concedida a ProActivo por su gerente general, en la que revela además que la transformación digital es parte de la política global para fortalecer el área de innovación y tecnología que cuentan. La meta de la firma es convertirse en la más adelantada en innovación, en el rubro de ingeniería y construcción.

¿Cuál ha sido el desarrollo de SNC-Lavalin Perú durante estos últimos 25 años? ¿Qué representa para la empresa y que impacto ha tenido para el país?

SNC-Lavalin se inicia aquí en Perú, originalmente como la empresa Kilborn Perú.

Kilborn es una empresa de ingeniería internacional que solamente se desarrollaba en el sector minero metalúrgico, y en Perú hacían algunos servicios.

En el año 1997, SNC-Lavalin compra, a nivel mundial, Kilborn International, y esta fusión trajo para la oficina de Perú una serie de oportunidades de incrementar o ampliar la gama de servicios que podíamos ofrecer, no solo estudios de ingeniería o estudios ambientales, que era el “core business” de Kilborn, sino también ampliar estos servicios hacia ingeniería de EPCM, gestión de la construcción, servicios de mantenimiento, de operación y, asimismo, una presencia no solamente en el sector minero metalúrgico, sino también en otros sectores como lo son petróleo, gas, energía e infraestructura.

En estos 25 años ya hemos tenido la oportunidad de realizar varios de esos servicios en distintas épocas, porque no todas han sido mineras, sino que se dio una combinación de experiencias y de servicios otorgados.

En líneas generales, nuestros proyectos más grandes o los más representativos son los EPCM, de los cuales hemos realizado un total de 15 proyectos a lo largo de este tiempo (25 años) para los sectores de minería, petróleo y energía.

¿Cuáles son las empresas con las que han trabajado?

En los EPCM, en Barrick nosotros hicimos el EPCM, tanto de Pierina como el de Lagunas Norte; también estuvimos con Volcan. Digamos que estos son los más emblemáticos.

En energía trabajamos para Fenix Power, en la termoeléctrica de Chilca. Para el caso de petróleo y gas, con Petroperú y con Aguaytia Energy. Los proyectos EPC y EPCM en estos 25 años.

¿El aporte de EPCM marcó diferencia en la industria nacional?

Un aspecto interesante es que al ser nosotros una empresa que desarrolla tanto los estudios de ingeniería como los servicios de construcción, la mentalidad que tienen nuestros ingenieros siempre está orientada a la construcción. Así, desde etapas muy iniciales, como el diseño, estamos pensando en qué cosas necesitamos o cómo hacer más viable esa etapa de construcción y la de operación y mantenimiento, y eso varía o es diferente de empresas que únicamente desarrollan ingeniería o que únicamente desarrollan construcción.

En términos de eficiencia y menores costos ¿Cuánto reduce sus gastos tener un contrato EPCM con ustedes?

Depende, SNC-Lavalin, al traer una serie de procedimientos, nuevas tecnologías y otros desarrollos, no siempre resulta ser la mejor opción en términos económicos. Nuestros costos pueden ser un poco más altos que opciones locales, pero el valor agregado es lo que se podrá ver con el producto final. Y el valor agregado es el resultado de la construcción.

Es así que la mina o el componente que desarrollado en el EPCM, tendrá menos problemas en su funcionamiento con la posteridad.

¿Dan una garantía de buen funcionamiento?

No utilizaría la palabra garantía. En cambio, definitivamente, sí se cuenta con algunas características, como estándares internacionales y certificaciones que nos permiten entregar al cliente un producto de buena calidad.

¿En los últimos 10 años, qué sectores han demandado las soluciones que ofrecen?

En la última década, definitivamente el sector minero, que es el que siempre nos ha acompañado y ha sido nuestro pilar de servicios durante los 25 años que tenemos en Perú.

Sin embargo, hubo etapas donde, por ejemplo, en el EPCM de la termoeléctrica de Chilca, tuvimos 400 personas en la oficina, de las cuales 300 estaban involucradas en la termoeléctrica; eso fue durante 3 o 4 años. Aquella fue una época en la cual el sector energía predominó dentro de los servicios que otorga la empresa.

¿Y cuál es la visión en el largo plazo en Perú?

Nuestra visión es consolidarnos como una empresa tanto de ingeniería como de gestión de la construcción. Queremos estar presentes en todos los sectores. Y no solamente otorgar servicios de calidad, sino servicios que estén a la vanguardia con la tecnología de última generación.

La empresa le está dando mucho empuje a la innovación, a la transformación digital.

Precisamente acabamos de tener, por ejemplo, una serie de charlas técnicas donde nuestros ingenieros han mostrado cómo ya están utilizando las últimas tecnologías, incluso la inteligencia artificial, dentro de los servicios que otorgamos.

En esos términos ¿Cuánto ha cambiado la tecnología?

Los cambios son muy significativos, no podría medirlos en dimensión pero han impactado en todos los aspectos de la forma en la que hacemos el trabajo.

Pensar que hace 15 o 20 años nuestros ingenieros estaban dibujando muchas cosas de los planos a mano, y que el día de hoy les das ciertas indicaciones a la computadora y te saca el diseño no solo en 3D sino en 5D o en 7D.

Eso significa que es un cambio abismal, y es muy importante que nuestros ingenieros tengan esa capacidad de transformarse a medida que se transforma la tecnología.

 ¿Las competencias de los ingenieros que ustedes requieren exige el dominio de estas herramientas?

Desde luego que sí, tenemos un componente importante de ingenieros que tienen muchos años de experiencia porque una cosa es la innovación, pero los años de experiencia, son los que te dan esa fortaleza en conocer qué cosas funcionan en un nuevo proyecto y qué cosas no van a funcionar.

A la par también es necesario ese componente de ingenieros jóvenes que han estado más expuestos a la tecnología para poder hacer esos cambios significativos que el día de hoy se demanda.

Hay un desafío respecto a estos nuevos cambios ¿Cómo manejan el tema de la Big Data?

Nuestra sede está en Montreal donde hay un fuerte componente de innovación.

Sin embargo, hay en este momento varios polos de desarrollo a nivel mundial, donde han surgido estas nuevas tecnologías, y se están desarrollando de forma muy rápida. Sin ir muy lejos, un importante polo de desarrollo para nosotros es Brasil, donde ya empleamos una serie de nuevas tecnologías en el desarrollo de nuestros proyectos y además, SNC-Lavalin está considerando, a nivel mundial, el tema de la transformación digital, es así que el año pasado se concretó la compra de Atkins.

Atkins es una empresa inglesa de considerable magnitud, que trajo con ellos a 18 mil empleados a nivel mundial. Era un poco diferente a lo que era tradicionalmente SNC-Lavalin porque eran como una boutique de servicios de ingeniería y consultoría.

Al ser especialistas en consultoría y en dar esos servicios, tienen mucho renombre y se han enfocado muchísimo en el desarrollo de tecnologías digitales.

Todo ese conocimiento de Atkins se está incorporando en SNC Lavalin en la forma como nosotros desarrollamos negocios con la visión a futuro de convertimos en los más adelantados en innovación en el rubro de ingeniería y construcción.

¿Cuál fue la inspiración de SNC-Lavalin desde su fundación y cuál es su visión de largo plazo?

SNC-Lavalin tiene más de 108 años de fundación y empezó como una empresa de ingeniería, desarrollando una serie de servicios.

Inició dando servicios en el sector energía pero se ha desarrollado en todos los campos, y esa visión permanece en el tiempo, de ser la mejor empresa. En la actualidad, sigue siendo una de las mejores empresas canadienses para el desarrollo de servicios de ingeniería.

Con el tiempo hemos ampliado la capacidad de otorgar una oferta de servicios mayor a nuestros clientes.

¿Algún hecho que destaque de estos 25 años?

Quiero agradecer a todos nuestros clientes que nos han dado la confianza. A la hora de iniciar nuevos servicios, no siempre teníamos experiencia en el mercado y ellos nos han dado la oportunidad de ingresar, por ejemplo,  en el aspecto ambiental y en la parte social.

Nos incorporamos al mercado como una nueva opción hace 8 años, y hay algunos clientes nuestros que,  a pesar de que no teníamos experiencia específica en Perú, nos dieron  la oportunidad de otorgar esos servicios y, el día de hoy, yo con toda seguridad les digo que estamos dentro de las opciones más óptimas para el desarrollo de servicios ambientales y sociales.


Cargue Artículos Más Relacionados
Cargue Más Por Mónica Belling
Cargue Más En Energía

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

10 − diez =

Mira además

Crece producción de hierro, zinc, estaño y molibdeno en primer semestre de 2018

ProActivo Al cierre del primer semestre del año, en el Perú se registró un mayor increment…